ESCUELA DE AIKIDO AIKIKAI











































































































































































































































































         

Jesus Noriega Sensei 

EL AIKIDO

¿QUÉ ES EL AIKIDO?

Aikido (合 気 道 aikidō), traducido literalmente “la forma de unirnos con Ki” es una disciplina marcial japonesa con una fuerte tendencia filosófica, desarrollada por Morihei Ueshiba a principios del siglo XX.

El Aikido es un arte marcial japonés, que utiliza inmovilizaciones y proyecciones como defensa contra un ataque. En el desempeño de las técnicas de aikido, el poder del atacante se invierte para usarlo contra él. Muchas técnicas de aikido son de naturaleza circular, por lo que el aikido también puede usarse contra múltiples atacantes. El Aikido es fluido, dinámico, refinado y elegante, pero al mismo tiempo también potente y eficiente.

El aikido conoce las técnicas con las manos descubiertas, así como el manejo de las armas, por supuesto en forma de una espada de madera (Bok-ken), un palo de madera o baston corto (Jo) y una daga de madera (Tanto).

El nombre ‘Aikido’ consta de 3 palabras (ai – ki – do). Ai significa armonía, unidad. Ki significa energía (interna). Do significa (el) camino. El aikido se traduce libremente de varias maneras, por ejemplo, como ‘el camino de la armonía’, ‘el camino para unir la vida y las fuerzas universales’.

Ai: Unión, armonía, coordinación. El Kanji se compone de tres signos, el primero es un tejado protector, el segundo una barra horizontal que simboliza la unidad y el tercero un rectángulo que se refiere al cuaternario inferior, principio metafísico relacionado con la manifestación material (las cuatro dimensiones espacio-temporales), por ello su significado como boca que expresa o abertura vacía por la que emerge todo lo creado. Esa cualidad de vacío, vacuidad, es la que le permite ser la fuente de la creación.

Ki: La fuerza vital, la energía manifestada, el espíritu. El ideograma está formado por tres signos. El primero representa las nubes del cielo; el segundo el aliento, el soplo vital, el vapor y el éter y el tercero una espiga de arroz desgranada como símbolo del alimento generador de energía.

Do: Estudio, camino, búsqueda, vía. El símbolo inferior simboliza el hecho de caminar hacia un ideal, mientras que el superior una cabeza con los cabellos arreglados como referencia de “el soberano”, “el jefe principal”, “el origen de algo”. Su significado global se entiende como la búsqueda de un ideal.

El estudio del aikido no se trata solo de las técnicas para superar a un atacante. También se trata de superarse y tratar a los demás con respeto,  A través de la repetición continua de las técnicas de aikido durante el entrenamiento, en la búsqueda de un rendimiento eficiente y ,perfeccionamiento de nuestro carácter, llevando los límites y obteniendo el control sobre el cuerpo y la mente. El verdadero desafío es superar las propias deficiencias, negatividad y el egoísmo, volverse mejores humanos y crecer tanto física como espiritualmente.

El estudio de las armas tradicionales japonesas como el bokken (sable de madera), el Jo (bastón de madera) o el Tanto (pequeño sable de madera), constituye el complemento ideal para entender mejor los principios y la dinámica de las técnicas de Aikido. Su estudio requiere por lo tanto un compromiso intenso por parte del practicante, alimentado a través de un entrenamiento paciente y muy constante.



O’Sensei Morihei Ueshiba: fundador del aikido

El Aikido fue fundado por  O-sensei (gran maestro) Morihei Ueshiba a principios del siglo XX, nace el 14 de diciembre de 1883 en Tanabe, Japon. Estudió lucha de sumo, combate de bayoneta, artes de espada (Yagyu Ryu y Katori Shinto Ryu), técnicas de combate de lanza (Hozoin Ryu) y jo (palo) (Kukin Shin Ryu) y varias escuelas de jujutsu, incluyendo Daito ryu aikijutsu. O-sensei estudió Daito Ryu aikijutsu con el famoso maestro Sokaku Takeda, quien recibió instrucción en sumo, arte de la espada, lucha con lanza, karate y jujutsu, incluidas las técnicas de oshiki-uchi que aprendió del académico, artista marcial y sacerdote Saigo Tanomo. Estas técnicas habrían sido desarrolladas alrededor de los 1100s.

En 1903, Ueshiba se alistó en el ejercito japonés y en 1910, después de la guerra ruso japonesa, solicitó irse como colono a Hokkaido en la frontera norte de Japón. En este lugar estudió bajo la tutela de Sokaku Takeda maestro de la escuela Daito Ryu.

En 1919 se encontró con el maestro místico Wanisaburo Deguchi, de la doctrina O-moto- Kyo, siendo este encuentro de gran importancia espiritual para Ueshiba, al poco tiempo decide abrir un dojocon el nombre deUeshiba ryu denominando su arte marcial Aiki-bujutsu.

El 2 de enero de 1920 tras el fallecimiento de su padre decide volver con Wanisaburo Deguchi. Ese mismo año vuelve a abrir un dojo cerca de Tokio, cambiando el nombre de su arte marcial denominándolo Aiki-Budo.

En 1924 junto con  Wanisaburo Deguchi deja Japón para irse a Mongolia en una misión pacifista. Fueron hechos prisioneros por el ejército chino durante varios meses, siendo finalmente liberados. A su vuelta a Japón retoma su práctica del Budo y del ascetismo. Nunca un maestro de artes marciales había profundizado tanto en la búsqueda espiritual como lo hizo Ueshiba.

En 1930, tuvo lugar la visita a su dojo de Jigoro Kano, maestro fundador del Judo, y viendo el arte marcial practicado por Ueshiba dijo: “Este es mi budo ideal” y quiso llevarle a su dojo Kodokan. El maestro Ueshiba rehusó cortesmente esta invitación, y continuó practicando y desarrollando su arte de forma independiente. El maestro Kano envió a sus alumnos más aventajados, tales como MochizukiNagaoka, y Tomiki, entre otros, a estudiar el arte marcial desarrollado por Ueshiba.

En 1931 se instaló en Tokio y fundó el Dojo Kobukai. Hacia 1939 conoció a la familia Nakanishi, con la que estudió durante veinte años el Kototama, el Kiai y los aspectos más esotéricos y trascendentales del Budo, siendo esta la etapa más fundamental en la evolución de su Aikido.

En 1942 el Aikido fue oficialmente reconocido como el arte del Maestro Ueshiba.

En 1946, después de la Segunda Guerra Mundial, los americanos prohibieron la práctica de todas las artes marciales en Japón, hasta 1948 año en el que el Dojo Kobukai tomó el nombre de Aikikai, siendo el Aikido el primer arte marcial autorizado a continuar su práctica por su carácter pacifista.

El 26 de abril de 1969, a la edad de 86 años, fallecía el Maestro Ueshiba.